La calima afecta a los caraqueños

La calima afecta a los caraqueños

Una densa capa de calima, mezcla de vapor de agua con hollín o polvo, arropó a la capital la tarde – noche de este lunes 21 de marzo. Aunque para el día siguiente el ambiente se había despejado, la intensa sequía que sufre Venezuela podría traducirse en más incendios y estos, a su vez, en bruma más prolongada. Personas con asma, alergia y hasta los cardíacos, son propensos a tener complicaciones por esta causa.

Así lo explicó el presidente Sociedad Venezolana de Neumología, José Silva, quien aclaró que efectivamente que el fenómeno natural puede afectar a sujetos con distintas condiciones. “Esto puede ocasionar el empeoramiento de sus síntomas. Los que tienen rinitis, más estornudos, los que tienen conjuntivitis alérgica, más molestias en los ojos e igual los asmáticos se pueden agravar”, indicó.

Este daño, sin embargo, no sería preocupante de no ser por la escasez de medicamentos inhalados, aseguró Silva. “Hay una falta importante de inhaladores para personas con asma que se podrían empeorar por este motivo”, añadió.

Como medida preventiva, el médico aconsejó la compra de mascarillas N95 disponibles en farmacias o ferreterías, así como abrir las ventanas de los hogares solo en las noches, cuando la bruma se haya apaciguado.

Otras recomendaciones sería dejar de hacer ejercicios al aire libre y otras actividades, especialmente contraindicadas a niños asmáticos.

  CalimasaIndetectable

Los orígenes o causas de la calima que se esparció por la ciudad son difíciles de precisar, según indicó el ambientalista Alejandro Álvarez Iragorry. Ésta puede surgir de la mezcla entre el hollín (derivado de los incendios ), el polvo u otras partículas y el vapor de agua. “El aire caliente con el hollín se va elevando y como no llueve, se genera”, añadió. En Venezuela no hay medición de la contaminación del aire desde los años 80, por lo que no se podría identificar sus componentes, aclaró.

La calima se genera en el país, precisamente en los períodos de sequía porque la lluvia es la que naturalmente hace aterrizar todo esta materia y la une al suelo.

  • Existe un factor estacional que influye en esto, los incendios en las zonas aledañas también. El olor a quemado que caracterizó a la bruma de este lunes hace pensar que este sería el motivo, aseguró Álvarez.

Desde el domingo 20 de marzo Protección Civil (PC) buscó apaciguar las llamas de un gran incendio en El Hatillo que quemó hasta 32 hectáreas según información del coordinador de la organización en el municipio, Daniel Pérez.

El alcalde David Smolansky, advirtió que PC ha atendido en promedio un incendio diario durante 2016 allí.

Fuente: efectocouyo

 

¿Que opina sobre esta información?