Blockchain: cinco claves para entender qué es. El concepto de blockchain o cadena de bloques comenzó a circular de la mano del Bitcoin y otras criptomonedas.

Sin embargo el concepto va mucho más allá de eso, refiere Infobae en una nota en la que explica las claves para entender de qué se trata.

Qué es blockchain

Blockchain es una base de datos distribuida entre diferentes computadoras que forman parte de una red. Cada computadora o nodo, tal como se la llama en estos casos, tiene un registro de cada acción que se realiza.

A diferencia de un sistema centralizado, como es el tradicional, donde hay un sistema que controla toda la información, aquí esto ocurre de forma distribuida. Es decir que todas las computadoras o nodos tienen la información, reseña el portal La Patilla citando a Infobae.

Trazabilidad

El hecho de que la información esté alojada en diferentes nodos, que se van uniendo entre sí a través de criptografía permite que sea fácil verificar las transacciones.

Hay un registro claro de cada movimiento que se realiza. Esto es lo que otorga trazabilidad al sistema.

Seguridad

La cadena de bloques, como tal, no le pertenece a una persona, está distribuida. El hecho de que cada nodo guarde información le otorga seguridad al sistema ya que si una computadora deja de funcionar o es vulnerada, los datos no se esfuman que todos los otros nodos o computadoras también tiene registro de los datos o las transacciones realizadas.

LEE TAMBIÉN:   Larenses tardan más de 6 horas para surtirse de gasolina

Aquí hay que mencionar que la información está encriptada, esto incluye claves públicas y privadas que otorgan esa capa de seguridad que es tan importante (cada vez más) en el mundo digital.

No se puede modificar

La cadena de bloques es pública, e decir que todo el mundo puede verla, y no se puede modificar. Si alguien quisiera modificar un dato debería hackear todos los nodos o computadoras donde está almacenada la información porque, como ya se dijo, aquí todo está distribuido, no es un sistema centralizado.

Múltiples usos

En las criptodivisas

El primero de ellos está vinculado con las criptomonedas que hoy están de moda. Estas divisas no están reguladas por ninguna entidad central y proporciona una forma de compartir dinero de forma anónima. Además constituyen otra forma de inversión financiera que puede resultar atractiva aunque también más riesgosa, sobre todo en algunos casos en los cuales se han visto grandes vaivenes en las cotizaciones.

Contratos inteligentes

Si bien se suele asociar a la blockchain con las criptomonedas, lo cierto es que esta tecnología ha dado origen a algo más grande todavía que son los contratos inteligentes o smart contracts. Se comenzó a hablar de ellos cuando surgió Ethereum, que se lanzó en 2015 y que justamente proporciona una de las bases para crearlos.

Los contratos inteligentes son acuerdos escritos en código que se ejecutan automáticamente cuando se cumplen las ciertas condiciones predefinidas. Es como un contrato convencional solo que queda validado por medio de esta tecnología.

LEE TAMBIÉN:   Curiosity comparte imagen de una puerta en Marte

En la blockchain cada movimiento deja su marca digital. En los contratos inteligentes se estipulan las cláusulas y la red certifica si se cumplieron. También queda registrado qué pasos seguir en caso de incumplimiento (reparto de bienes, devoluciones o lo que corresponda).

Identidades digitales

La cadena de bloques también se puede usar para la validación de identidades digitales. Es el caso de Proof of Humanity, un proyecto del argentino Santiago Siri, que busca asociar direcciones de Etherem con humanos reales para dar cuenta de que esa persona realmente existe en el entorno analógico.

Esto sería utilizado como un paso para lograr el ingreso universal básico y digital con la criptomoneda Ether, para asistir a la gente sin recursos, sin la intermediación de otros.

Voto

La blockchain también podría utilizarse para regular el voto electrónico. En este sentido, otorgaría un nuevo proceso para el ejercicio de este acto democrático. Sin embargo aún hay detractores que creen que esta metodología todavía no ofrece suficientes garantías para asegurar un funcionamiento fiable.

Los NFT

Los NFT son otro uso que se le ha dado a la cadena de bloques. Los NFT son certificados de propiedad almacenados en una cadena de bloques y respaldados por la tecnología blockchain que suelen estar asociados a un activo digital, como las artes visuales, los videos, la música o los objetos de colección.

Blockchain: cinco claves para entender qué es

Foto: Cortesía

LEE TAMBIÉN:   Crean colmenas robóticas para evitar colapso de colonias de abejas

Fuente: La Patilla

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »