Diseñan laboratorio flotante para estudiar aguas del círculo polar antártico. Diseñan un laboratorio flotante concebido específicamente para soportar las peligrosas aguas del círculo polar antártico. La idea fue puesta en práctica por el renombrado científico y explorador francés Jean-Louis Étienne; el mismo que hizo historia al convertirse en el primer hombre en alcanzar el Polo Norte en solitario en 1986.

Así lo informó el portal Actualidad.rt, al indicar que el invento fue bautizado como Polar Pod.

El laboratorio será impulsado únicamente por la corriente circumpolar; y navegará por el océano Índico, el Pacífico y el Atlántico en su recorrido alrededor de la Antártida.

Se informó que la embarcación tendrá una altura de 100 metros, superior a la de la Estatua de la Libertad; pesará unas 1.000 toneladas; y será capaz de navegar a una velocidad aproximada de un nudo por hora.

Un laboratorio sin motor

Como no cuenta con motor, el laboratorio será remolcado de forma horizontal desde un puerto sudafricano; y soltado a la deriva una vez llegue al sitio de estudio.

Ya sobre la corriente circumpolar, la estructura adquirirá una posición vertical cuando se hayan llenado de agua los tanques de lastre con los que cuenta. Su calado de 80 metros y un lastre de hormigón de 150 toneladas situado en la parte inferior garantizarán su estabilidad.

Este diseño fue inspirado en un buque oceanográfico estadounidense construido en la década de 1960.

LEE TAMBIÉN:   Sectores de Parque Valencia tienen un año sin agua

La parte superior quedará a 20 metros por encima del agua; y constará de cuatro plantas de 80 metros cuadrados, donde vivirá y trabajará un equipo de cuatro científicos, tres marineros y un cocinero.

Asimismo, la embarcación contará con una propela horizontal y velas para controlar su curso y evitar colisionar con icebergs; así como con seis generadores eólicos para producir energía eléctrica.

El viaje alrededor de la Antártida

Durante la expedición, los científicos pretenden ‘orbitar’ la Antártida dos veces en un periodo de tres años; lapso durante el cual recolectarán gran cantidad de información sobre las condiciones marinas.

Aunque el objetivo principal será medir la capacidad del océano para absorber dióxido de carbono; pero el Polar Pod contará con sensores que medirán la acidez y los niveles de contaminación del agua; la dinámica de las olas; y los intercambios entre la atmósfera y el océano, entre otros datos.

Del mismo modo, harán un balance del estado de conservación del ecosistema marino y de las especies que ahí habitan; labor para la cual los investigadores utilizarán una serie de hidrófonos con los que registrarán las firmas sonoras de una gran cantidad de organismos, desde el ‘krill’ hasta los mamíferos.

Con ello, se espera crear un catálogo de las especies y su distribución, que permitirá determinar mejor las cuotas de pesca en la región antártica.

Se espera que la construcción del Polar Pod, financiada por el Gobierno francés, comience a principios del próximo año; y que la expedición tome lugar a finales del 2023 o principios del 2024.

LEE TAMBIÉN:   Cambio en la órbita de la Luna podría generar mareas más altas

Hasta el momento, investigadores de 43 instituciones científicas de 12 países participan en el proyecto.

Diseñan laboratorio flotante para estudiar aguas del círculo polar antártico

Fuente: Actualidad.rt

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »