• Home »
  • Opinión »
  • Enrique Martínez: Ciudades inteligentes y sostenibles, una oportunidad para el desarrollo
Enrique Martínez: Ciudades inteligentes y sostenibles, una oportunidad para el desarrollo

Enrique Martínez: Ciudades inteligentes y sostenibles, una oportunidad para el desarrollo

Enrique Martínez: Ciudades inteligentes y sostenibles, una oportunidad para el desarrollo.

Enrique Martínez es biólogo, ecólogo, ambientalista y docente

Enrique Martínez es biólogo, ecólogo, ambientalista y docente

Nueva York, Londres, París, Amsterdam, Santiago o Bogotá. Todas las grandes, y no tan grandes, capitales del mundo compiten por obtener el calificativo de inteligente.

¿Pero qué es exactamente una smart city? Una smart city es más que una ciudad que emplea sistemas tecnológicos. Para dicho concepto, en realidad, lo más importante es la sostenibilidad de las grandes urbes en distintos aspectos.

LEE TAMBIÉN Enrique Martínez: La desalinización del agua de mar, alternativa para una costa que empieza a padecer de sed

Smart city o ciudad inteligente

El concepto de smart city o ciudad inteligente se encuentra en constante evolución, recibiendo aportaciones de múltiples campos de investigación, desarrollo e innovación.

Aunque cuenta con distintas definiciones, para quien escribe se trata de una ciudad que, pese las grandes oleadas migratorias que recibe -como las de Lima en su momento, llegando a reunir a un tercio de la población peruana-, es capaz de consolidar tres tipos de sostenibilidad: medioambiental, social y económica.

Alcanzar la sostenibilidad y abordar los retos urbanos

Hoy disponemos del Internet de las cosas (IoT por sus siglas en inglés), con sensores, móviles y múltiples dispositivos que nos permiten tener una monitorización en tiempo real de lo que ocurra en cualquier punto del planeta.

Por otro lado, los sistemas analíticos de Big Data también nos permiten procesar ese gran volumen de datos en bruto para extraer información relevante en cuanto a gestión y planificación de la ciudad se refiere.

LEE TAMBIÉN:   Big Carl: la grúa más grande del mundo opera en Reino Unido

Dicho esto, aunque parezca lógico relacionar siempre a las smart cities con la tecnología, dicha noción podría ser falaz.

En el objetivo de alcanzar la sostenibilidad y abordar los retos urbanos de los próximos años, de gestionar grandes poblaciones y repartir los recursos limitados disponibles, la tecnología es una herramienta más.

Las ciudades inteligentes, son el resultado de la necesidad cada vez más imperiosa de orientar nuestra vida hacia la sostenibilidad.

Así, estas ciudades se sirven de infraestructuras, innovación y tecnología para disminuir el consumo energético y reducir las emisiones de CO2.

Ciudades más eficientes y sostenibles

¿En qué consisten estas medidas hacia la sostenibilidad? Servirse de paneles fotovoltaicos en las comunidades, más medios de transporte y vehículos eléctricos, molinos eólicos en farolas, paneles solares para semáforos o señales, promoción y desarrollo del uso de bicicleta.

Las smart cities utilizan variedad de recursos, y todos estos pequeños actos llevan a una ciudad a convertirse en más eficiente y sostenible.

¿Qué ciudades son las más inteligentes del mundo? Hay diferentes parámetros por los que se valora más a una ciudad que otra.

Parámetros que determinan una ciudad inteligente

Para ello se consideran 10 dimensiones que son clave. Gobernanza, planificación urbana, gestión pública, tecnología, medioambiente, proyección internacional, cohesión social, movilidad y transporte, capital humano y economía.

Teniendo en cuenta que la ciudad perfecta no existe, hay que caminar hacia esa perfección con todos los medios al alcance.

Por ejemplo, Tokio o Nueva York, ciudades que siempre se encuentran en los primeros lugares del ranking de distintas evaluaciones, deberían mejorar su aspecto de cohesión social.

LEE TAMBIÉN:   Francia lanzará su sistema de identificación por reconocimiento facial

Se han de aprovechar las tecnologías de la información y las comunicaciones para mejorar, a la vez que se mantiene un compromiso con el entorno medioambiental.

Superar el desafío de más de 2 mil millones de habitantes en 2050

Para 2050, según la OCDE, si no se toman medidas drásticas, el crecimiento económico y demográfico tendrá un impacto medioambiental y social sin precedentes.

Y hay que tomar las previsiones para superar el desafío de los más de 2.000 millones de habitantes adicionales para 2050, los cuales se concentrarán en las grandes ciudades.

¿Pero cómo andamos por casa? En América Latina no nos encontramos en el punto de poder hablar de una verdadera ciudad inteligente, pero lo que sí existen son experiencias exitosas de municipios en diferentes temas.

Entre estos se pueden señalar la reducción de la brecha digital en Chihuahua; el sistema de recolección selectiva de la basura en Itu, Brasil; y el sistema de movilidad inteligente de Medellín, Colombia entre otros.

Venezuela está en los últimos lugares

A nivel nacional nos encontramos en los últimos lugares de los diferentes índices por múltiples razones que no son posibles enumerar aquí.

Sin embargo, si se quiere potenciar el desarrollo del país, lograr la estabilidad política y cumplir con los ODS de la Agenda 2030 sobre el Desarrollo Sostenible aprobada por la ONU en 2015, es necesario adoptar la transparencia y modernidad en la gestión pública conjuntamente con la adopción de un modelo de desarrollo sostenible.

LEE TAMBIÉN:   Inteligencia artificial aplicada a la arquitectura

Y para eso no hay otro camino sino la adopción de la tecnología del siglo XXI que ya está aquí.

El autor es biólogo, ecólogo, ambientalista y docente.

Redes sociales: Agua Nostram en FB y @eomartinez62 en Twitter

Correo: eomartinez@gmail.com

Enrique Martínez: Ciudades inteligentes y sostenibles, una oportunidad para el desarrollo

Comments

comments