Hampa no da tregua a las universidades venezolanas. La Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado (UCLA) y la Universidad Nacional Experimental Politécnica Antonio José de Sucre (UNEXPO), no ven luz.

La suspensión de actividades académicas presenciales por la pandemia de Covid-19, fue aprovechada por amigos de lo ajeno, que la despojaron de su mobiliario; pero también destrozaron parte de sus instalaciones.

De acuerdo con La Prensa de Lara, la ausencia de vigilancia también influyó. Y en los últimos meses se desató una ola de robos y hurtos en ambas casas de estudio. No sólo se llevaron las cosas de valor, también dañaron todo a su paso.

En la UCLA desde que inició la pandemia hubo al menos cuatro robos y hurtos; mientras que a principios de año ingresaron una vez en el Decanato de Ciencias Económicas y Empresariales, llevándose computadoras e impresoras del Departamento de Informática y personal administrativo.

“A principios de año nos dejaron sin equipos y eso hace que los procesos sean lentos”; dijo José Monasterios, miembro de la Federación de Centros de Estudiantes de la UCLA (FCU-UCLA). Contó que afecta directamente tanto a estudiantes como a profesores y el resto del personal.

El último robo que se registró fue en el núcleo del municipio Torres. Ahí según versión policial, dos hombres fueron detenidos, que se llevaron una freidora de metal y tres tubos PVC con metal.

Hasta los motores

En la Unexpo el panorama es igual. A través de denuncias hechas por quienes hacen vida en la universidad, el año pasado ingresaron tres veces entre marzo y septiembre; mientras que en lo que va de año ya suman tres hurtos y un robo a mano alzada.

LEE TAMBIÉN:   El estrés hace que te salgan canas ¿se puede revertir el proceso?

El último ocurrió en junio, cuando ingresaron a Industrial y Química, pero sólo causaron destrozos; en tanto que de Metalúrgica se llevaron un motor, cuyo robo es considerado el más grande de la universidad; según explicó Dariannys Escobar, miembro del Movimiento Estudiantil Unexpo Activa, quien detalló que debido a eso no encienden algunas máquinas o fresadoras para las prácticas.

De esos cuatro hurtos registrados en la Unexpo, dos han sido en la biblioteca. Esta es una zona alejada a la que no acceden los vigilantes, por eso los hampones aprovechan de ingresar. En marzo se llevaron computadoras, bombillos y demás equipos de valor.

Es así como el Observatorio de Universidades (OBU), incluyó a la UCLA en la lista de las universidades más afectadas por robos y hurtos en 2020.

Este año, el OBU realizó un estudio donde detallaron que en el primer semestre del 2021 hubo 57 hechos delictivos en las universidades públicas del país; entre esos, 88% corresponde a hurto de bienes y 12% en los recintos de las casas de estudio.

Vandalismo

Jhonny Rodríguez, encargado de la Biblioteca de la Unexpo, explicó que últimamente ingresan y destrozan todo. “No entendemos que ganan esas personas con dañar los espacios de las universidades”, dijo.

En las casas de estudio han optado por resguardar las cosas de valor que quedan para evitar que se las lleven.

Hampa no da tregua a las universidades venezolanas

Fuente: La Prensa de Lara

LEE TAMBIÉN:   Venus tiene una actividad volcánica explosiva

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »