Los relojes tradicionales top ahora vienen con lo último en tecnología

En la relumbrante batalla de los accesorios de lujo, el sector relojero, ante el avance de las pantallas táctiles –en formato de pulsera o smartwatch- decidió recubrir a sus mecanismos de precisión con una pátina de inteligencia. Para un público que busca fusionar conectividad con tradición, emerge la categoría del híbrido. De acuerdo a un estudio reciente, esta combinación de pieza analógica con tecnología de avanzada, está en pleno ascenso. Así, para 2022 lograrán llegar al 50% del mercado de smartwaches y dividirán la torta con los relojes de Apple y Samsung.

LEA TAMBIÉN Una cadena de supermercados ensaya el reparto con coches autónomos

Apple Watch

En una primera instancia, debilitados por el cimbronazo del Apple Watch, los fabricantes suizos se lanzaron a reconvertir muchas de sus piezas mecánicas en gadget. Y si bien los resultados no fueron los esperados, gracias al traspié, descubrieron que la respuesta estaba en el equilibrio y no en la superación. Es decir, se esperaba que escondieran unas pocas funciones inteligentes (como cuantificador de pasos y calorías, GPS y conexión móvil mediante Bluetooth) tras una fachada clásica.

Los relojes híbridos -de acuerdo al informe Smartwatches: Trends, Vendor Strategies & Forecasts 2018-2022, de la consultora Juniper Reserch- serán quienes experimentarán un mayor crecimiento en los próximos 4 años. Sus ventas aumentarán un 460% desde 2017, frente al incremento del 160% que registrarán los considerados smartwatch ‘puros’, con pantalla digital.

El estudio determinó que mientras el GPS es el complemento más valorado por los portadores y el de mayor crecimiento, mientras la tecnología NFC es la que menos interés despierta. En este mismo sentido, la conexión a través de bluetooth se impone lentamente al Wi-Fi, su rival inmediato.

LEE TAMBIÉN:   Sonda Hope envía increíble fotografía de Marte

“A diferencia de los relojes inteligentes, cuyo diseño es muy similar entre sí, los híbridos, por el contrario, no pierden su ADN en su traspaso tecnológico y conservan su forma características. A esto hay que sumarle que los smartwatch se vuelven obsoletos en el corto plazo. Algo que no ocurre con los híbridos, ya que nunca pierden su elegancia”, destaca Karina Micchiché, brand manager de la distribuidora Watch Land.

Emporio Armani Connected

Bajo un manto de aparente sobriedad, el Emporio Armani Connected, esconde un arsenal tecnológico. Empezando por su chip Snapdragon Wear 2100 de Qualcomm y compatibilidad tanto para iOS como para Android. El dispositivo presenta un acabado con chasis en acero inoxidable y correas personalizadas de distintos materiales que se pueden intercambiar.

Tag Hauer

La marca Suiza TAG Heuer, redefinió las posibilidades de una pieza conectada con un ingenioso concepto modular para engalanar su Connected Modular 45. Así, existen 7 modelos estándar, cuyas correas y asas pueden personalizarse. El módulo digital puede sustituirse por uno mecánico de tres agujas Calibre 5. Bastan unos clics para que el cuadrante LED se convierta en un atractivo reloj mecánico.

Su maquinaría fue desarrollada en colaboración con Intel y Google. Cuenta con una pantalla de alta definición AMOLED de 390 por 390 píxeles y una gran selección de esferas TAG Heuer para modificar a gusto.

Casio

Para un perfil netamente aventurero, que pretende un dispositivo que resista condiciones extremas, el Casio G-SHOCK RANGEMAN se destaca por brindar navegación GPS asistida por energía solar y ser a prueba de todo. A tal fin, incorporan un triple sensor para medir la orientación a través de una brújula digital, la presión, altitud atmosférica y la temperatura. Se vincula con el teléfono mediante bluetooth para trazar rutas o administrar registro en la aplicación. Las pistas y los datos puntuales son almacenados en la memoria y se muestran en un mapa 3D o como una línea de tiempo.

LEE TAMBIÉN:   Científicos encuentran manera de comunicarse con personas dormidas

Michael Kors

Un claro ejemplo de esta fusión entre distinción y modernidad lo ocupa el Michael Kors MKT5037, que adopta una versión femenina y otra más viril. La distinción entre ambos es el tamaño de la esfera que tiene 44,5 y 46 milímetros, respectivamente. Además de dos botones en el lateral derecho, dispone una corona rotativa que permite desplazarse por el listado de las aplicaciones instaladas.

La firma alemana AB Art, que se destaca por su diseño limpio y materiales de alta gama, presentó en la edición 2018 de la Baselworld sus Touch X. La caja de 40 mm del modelo está hecha de acero inoxidable y ofrece un particular sistema de control. En lugar de una pantalla táctil o botones que no sean la corona, se han implementado una serie de gestos para controlar aspectos del reloj.

Ya en el ámbito de la creación artística, el UR-105 CT Kryptonite de Urwerk, es un producto de la alta relojería con un diseño octogonal de inspiración Art Deco. Montado sobre un fondo de titanio negro, esta maquinaria satelital mediante un tratamiento de Super-Luminova, consigue que el cuadrante esté siempre iluminado. Su núcleo permanece oculto bajo un caparazón estriado, mostrando las indicaciones horarias en su tercio inferior. A través de un pulsador deslizante se descorre el cerrojo para dejar a la vista su tramada arquitectura.

Para los coleccionistas de la copa mundial, Hublot sacó una edición limitada de Rusia 2018. Se trata del Big Bang Referee, se trata de un reloj con cuerpo de titanio, partes de kevlar y procesador Intel Atom Z34XX, con un diseño en su pantalla táctil conformado por las banderas de los 32 seleccionados participantes. Es sumergible hasta los 50 metros y su carga, aseguran, dura todo el día.

LEE TAMBIÉN:   Estos son los grandes riesgos de invertir en criptoactivos

FUENTE: El Clarín / Argentina

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »