Lucha contra el cambio climático no se hace donde más importa. Más ciudades están implementando medidas para combatir el cambio climático y mitigar el impacto de eventos de clima extremos en sus comunidades. Pero aún hay una gran brecha entre lo que se necesita y lo que están haciendo.

En una encuesta de 812 ciudades publicada por la organización sin ánimo de lucro CDP; casi todas dijeron estar conscientes de los peligros del calor extremo, inundaciones y tormentas que ponen en riesgo a su población e infraestructura.

Pero menos de la mitad tiene un plan detallado para abordar el problema, reseñó Yahoo Noticias.

“Hay una mejora en los planes climáticos de las ciudades, pero definitivamente todavía hay una brecha”; dijo Mirjam Wolfrum, líder de participación política en CDP Europe. “Se necesita mucho más y a un ritmo más rápido”.

Ciudades responsables del calentamiento global

Las ciudades son esenciales en la lucha contra el calentamiento global; porque son responsables de aproximadamente tres cuartas partes de las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel mundial. Y además consumen aproximadamente dos tercios de los suministros de energía del mundo.

No obstante, científicos del clima dicen que las emisiones deben reducirse a la mitad para 2030 y alcanzar el cero neto para 2050; a fin de mantener el calentamiento en 0 cerca del umbral de 1,5 grados centígrados para finales de siglo.

Solo 17% de las ciudades están implementando medidas en las cuatro áreas que tienen el mayor impacto para reducir la generación de emisiones: la construcción; el transporte; las redes eléctricas; y la gestión de residuos.

LEE TAMBIÉN:   Tormenta de arena cubre la torre más alto del mundo en Dubái

Brecha en el financiamiento

También hay una brecha en la financiación de proyectos. Alrededor de la mitad de las ciudades encuestadas identificaron más de 1.000 proyectos climáticos que podrían emprender; lo que requiere una inversión adicional de $42.000 millones en total, según el informe.

“Las principales barreras son los entornos complejos en los que operan las ciudades; con contextos locales muy diversos, así como los problemas presupuestarios”, dijo Wolfrum. “Las ciudades generalmente abordan una de las áreas y descuidan otras”.

La revelación sobre el clima es el primer paso para ayudar a las ciudades a comprender sus riesgos climáticos. Después de eso, deberían desarrollar un plan con objetivos a corto y largo plazo; y un mecanismo para informar regularmente sobre el progreso.

En la encuesta de CDP, 365 encuestados tenían planes de reducción de emisiones que abarcaban toda la ciudad en 2020; en comparación con solo 16 hace una década. Pero solo 148 estaban alineados con objetivos basados en la ciencia.

Mientras que el número de ciudades que preparan evaluaciones de riesgo se ha incrementado más de 10 veces a 478 en la última década.

Cabe destacar que 43% de las ciudades que representan una población proyectada de más de 400 millones de personas para 2030 aún no tienen planes de adaptación climática. Las principales vulnerabilidades reportadas fueron tormentas, olas de calor y sequías.

Lucha contra el cambio climático no se hace donde más importa

Foto: Cortesía

LEE TAMBIÉN:   Nivel del mar en China alcanzó un nuevo máximo en 2021

Fuente: Yahoo Noticias

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »