Robots podrían desplazar mano de obra en perforación petrolera para 2030. Incluso cuando la recesión de Covid-19 haya pasado, los operadores tendrán que seguir explorando nuevas vías para reducir los costos; y estar mejor equipados para resistir futuras caídas del mercado.

Rystad Energy descubrió que las soluciones existentes en robótica podrían reemplazar cientos de miles de trabajos de petróleo y gas a nivel mundial; lo cual permitiría reducir los costos de mano de obra de perforación en varios miles de millones de dólares para 2030. Por supuesto, si hay un impulso de la industria para tal transición.

Así lo dio a conocer en un informe que analizó la adopción de la robótica en la industria del petróleo y que publicó La Patilla.

Uno de los segmentos con mucho que ganar con la adopción de la robótica es la perforación; ya que es muy costosa e implica la realización de tareas peligrosas en entornos desafiantes. Las soluciones robóticas se han introducido con éxito en operaciones de perforación, con empresas como Nabors a la vanguardia del desarrollo.

Al aplicar las especificaciones de los proveedores actuales, los sistemas de perforación robóticos pueden reducir potencialmente la mano de obra requerida en una plataforma de perforación entre 20% y 30%.

Rystad Energy estima que tal reducción tanto en alta mar como en tierra puede generar ahorros de más de $7 mil millones en salarios solo en EE.UU.

Las operaciones de inspección, mantenimiento y reparación (IMR) también son ideales para operaciones robóticas; y es el segmento donde la adopción de la robótica ha ganado más tracción entre los operadores en los últimos años.

LEE TAMBIÉN:   Venezuela: decisión de OPEP+ de elevar gradualmente producción es equilibrada

Hasta ahora, se limita principalmente a las actividades submarinas de IMR. Pero estamos comenzando a ver que las soluciones robóticas de IMR también se utilizan para superficies.

Automatización en próximos 10 años

En general, Rystad Energy cree que al menos 20% de los trabajos en perforación, soporte operativo y mantenimiento podrían, en teoría, automatizarse en los próximos 10 años.

Si se analiza la plantilla actual de algunos países productores de petróleo y gas clave, EE.UU podría reducir sus necesidades de personal en más de 140.000 empleados; y Rusia en más de 200.000. Por su parte, Canadá, Reino Unido y Noruega podrían hacerlo entre 20.000 y 30.000 puestos de trabajo cada uno.

A pesar del enorme potencial de la robótica, los operadores deben ser conscientes de que estos ahorros serán parcialmente compensados por las considerables inversiones necesarias para la adopción de estas soluciones; que pueden variar según la estructura de costos y si los robots son propios o arrendados”, dice Sumit Yadav, analista de servicios energéticos de Rystad Energy.

Sin embargo, la próxima generación de soluciones robóticas ya está surgiendo dentro de la IMR submarina, con costos significativamente más bajos y un mejor alcance que un vehículo convencional operado a distancia (ROV en inglés).

Si bien es necesario enviar un ROV convencional desde la superficie, estos nuevos sistemas pueden permanecer bajo el agua de forma permanente; y acceder fácilmente a lugares de difícil acceso para los ROV convencionales, independientemente de las condiciones meteorológicas.

LEE TAMBIÉN:   Google pedirá a usuarios que dejen de mirar el celular mientras caminan

Un ejemplo notable es la unidad de brazos robóticos autopropulsados desarrollada por Kongsberg Maritime y utilizada por el operador noruego Equinor.

Debido a su diseño en forma de serpiente, los brazos tienen la flexibilidad y agilidad para transitar largas distancias y realizar actividades submarinas de IMR como inspección visual, limpieza y operación de válvulas y estranguladores en espacios muy reducidos.

Robots podrían desplazar mano de obra en perforación petrolera para 2030

Fuente: La Patilla

Comentarios

Comenta en Facebook

Translate »