Smart TV: Los sistemas operativos más populares

Smart TV: Los sistemas operativos más populares

Parece ser que hoy en día todo tiene que ser inteligente.

Primero fueron los teléfonos y se extendió. Los relojes de pulsera también son inteligentes, los vehículos más modernos e infinidad de electrodomésticos lo son.

Hasta hay altavoces inteligentes y hogares donde puedes programar la subida y bajada de persianas o la temperatura e iluminación.

Los televisores inteligentes se introdujeron en el mercado mundial a comienzos del siglo XXI pero no empezaron a popularizarse hasta 2010.

En la actualidad, es prácticamente imposible encontrar un televisor que no sea considerado smart TV.

El mercado de los televisores es feroz. Tras ofrecer tamaños imposibles como reclamo, luego llegó la lucha entre el LCD, el plasma y, más tarde, el OLED.

Durante un tiempo también hizo acto de presencia el 3D, cayendo en el olvido al igual que lo hizo en el cine.

Y en la actualidad, el reclamo se reparte entre el tamaño del televisor y sus capacidades “inteligentes” de acceso a internet, conexiones HDMI, WiFi y su sistema operativo repleto de aplicaciones como Netflix, HBO o Prime Video.

Precisamente, el concepto de smart TV le da más importancia a un elemento en el que nunca hemos reparado:

En el software, algo que sí tenemos en cuenta en computadoras, smartphones o tablets pero no tanto en electrodomésticos o electrónica.

Los televisores inteligentes actuales son muy parecidos a una computadora al uso, y en este sentido, tan importante es el hardware como el software.

A continuación repasamos los sistemas operativos más populares en televisores inteligentes.

Al igual que ocurre con el mercado de smartphones, cada fabricante apuesta por un sistema propio y, obviamente, no podemos cambiar de sistema operativo como ocurre con un PC o Mac.

Un vistazo al mercado

Hay cinco grandes fabricantes de televisores inteligentes a nivel mundial, cuyas posiciones se han mantenido igual desde hace años salvo contadas excepciones.

En cualquier tienda de electrónica o grandes almacenes encontrarás principalmente televisores Samsung o LG, los grandes dominadores del mercado, ambos surcoreanos.

En tercer y cuarto lugar tenemos a TCL y Hisense, ambas compañías chinas.

A cierta distancia se mueven Sony y Sharp, japonesas.

En 2018, sólo las cinco primeras dominaban más de la mitad del mercado.

Ahora que conocemos a los fabricantes, veamos los sistemas operativos.

Los sistemas operativos “inteligentes”

Según datos de IHS Markit, con datos actualizados hasta la mitad de 2018, Android TV está presente en el 40% de televisores inteligentes, seguido por Tizen con 23%, WebOS con 13%.

Por debajo encontramos Roku o Firefox, exclusivos de Estados Unidos.

Pero una cosa es que un sistema operativo esté instalado en muchos televisores y otra que esos smart TV sean los más vendidos.

Veamos cada sistema operativo al detalle.

Android TV

Pocas presentaciones necesita Android TV, el sistema operativo de Google para televisores inteligentes y dispositivos set-top-box para televisores clásicos.

Lanzado en 2014, Android TV es una versión adaptada del sistema operativo Android, disponible en smartphones, tablets, relojes, altavoces y demás dispositivos.

Android TV ofrece las ventajas de Android con una interfaz adaptada y acceso a Google Play, donde encontraremos aplicaciones como YouTube, Netflix y cualquier servicio de streaming que tenga app oficial.

Otra cosa es que el fabricante haya instalado una versión más o menos actualizada y con todas las funciones disponibles o solo las que le interese.

En cualquier caso, Android TV es compatible con dispositivos Android, de manera que podemos jugar aprovechando un smartphone Android o enviar contenido vía Chromecast.

Fabricantes como Sharp y Sony utilizan Android TV en sus televisores, así como otras muchas marcas menos conocidas, de ahí su dominio del mercado.

Tizen

Puede que el nombre de Tizen no te diga nada, pero se trata del sistema operativo elegido por Samsung para sus smart TVs.

Así que por estadística, es más que probable que si compras un televisor inteligente, será Samsung y éste tendrá Tizen instalado.

Al igual que Android, Tizen está basado en Linux y se pensó para dispositivos varios: smartphones, tablets, netbooks…

Sin embargo, la popularidad de Android es tal que apenas encontraremos tablets o smartphones con Tizen instalado, pero sí es más fácil encontrarlo en televisores.

Su interfaz es muy visual, es compatible con otros dispositivos a través de cable, WiFi y/o mediante aplicaciones oficiales como Smart View, recibe actualizaciones automáticas, y aunque no tiene Google Play si ofrece una tienda de aplicaciones amplia y variada.

Tener una posición dominante en el mercado tiene sus ventajas, por lo que encontrarás la mayoría de juegos y aplicaciones habituales, como:

Netflix, HBO, Spotify, YouTube, etc. Aquí hay una lista de las más relevantes en España.

WebOS

Si Samsung tiene Tizen, LG tiene WebOS, su sistema operativo para televisores inteligentes de la firma coreana.

WebOS está basado en Linux, se lanzó en 2012, tal y como lo conocemos ahora, y aunque ha pasado por varias etapas de crisis que dan para un artículo aparte.

Vuelve a estar de relevancia gracias a la apuesta de LG por integrarlo en sus smart TVs.

Con una interfaz muy lograda y atractiva, WebOS ofrece las aplicaciones habituales para disfrutar de contenido, como YouTube, Netflix, Prime Video o Spotify, entre otras, así como la posibilidad de enviar contenido desde smartphone y tablet o navegar por la web. Incluso podemos usar nuestro smartphone como mando, entre otras muchas virtudes.

FUENTE: Hipertextual/José María López

Comments

comments