Un hogar de fácil mantenimiento conectado con el ambiente

Un hogar de fácil mantenimiento conectado con el ambiente

Un hogar de fácil mantenimiento conectado con el ambiente. Dicen que a las segundas partes más vale obviarlas. Pero cuando se trata de una remodelación como la que realizaron Brian Oliver y Nicolás Brandariz, del estudio NBBO Arquitectos en esta casa de 300m2, mejor ver y creer.

Una casa renovada en clave de moderno racionalismo

En el acceso a la casa, nada de caminito de laja. Dos grandes placas de cemento responden mejor a la arquitectura y son más prácticas en días de lluvia. Las macetas dan cierta privacidad sin cortar la transparencia entre la puerta y el jardín trasero.

En el acceso a la casa, nada de caminito de laja. Dos grandes placas de cemento responden mejor a la arquitectura y son más prácticas en días de lluvia. Las macetas dan cierta privacidad sin cortar la transparencia entre la puerta y el jardín trasero. Crédito: Javier Picerno

A fines de 2017, Javier, el propietario, le comentó a Brian Oliver, que había comprado una casa en Parque Leloir -una zona protegida ecológicamente, el segundo pulmón más grande de la provincia de Buenos Aires-.

Quería ampliarla para compartirla con su pareja y tres hijos varones.

¿Su objetivo? Tener un hogar de fácil mantenimiento, con una escalera escultórica y un living-comedor flexible conectado con una galería amplia que permitiera extenderlo.

Para las pedadas y los pasamanos, madera maciza, por sus buenas prestaciones. En el resto de la escalera y la puerta, enchapado de petiribí, para reducir costos. Lámpara de pie 'Cinema' (I Wish). Crédito: Javier Picerno

Para las pedadas y los pasamanos, madera maciza, por sus buenas prestaciones. En el resto de la escalera y la puerta, enchapado de petiribí, para reducir costos. Lámpara de pie ‘Cinema’ (I Wish). Crédito: Javier Picerno

La riqueza del entorno natural fue clave al proyectar la remodelación. La casa preexistente era oscura e inexplicablemente poco conectada con el exterior. Nosotros planteamos todo lo contrario“, dijo el arquitecto Brian Oliver

Conexión con el exterior

Para ambientar el living: alfombra ‘Kilim Beach’ (Mihran), sillón de dos cuerpos tapizado en pana, sillón individual en panamá, almohadones, mesa baja de petiribí con tapa de mármol de Carrara y canasto de fibra natural (todo de Philippa Deco Boutique).

El interiorismo estuvo a cargo de Luciana, Florencia y Liliana Pazos, de Philippa Deco Boutique. Para este sector eligieron una paleta de colores claros que acompaña la arquitectura y potencia la luz natural. Crédito: Javier Picerno

El interiorismo estuvo a cargo de Luciana, Florencia y Liliana Pazos, de Philippa Deco Boutique. Para este sector eligieron una paleta de colores claros que acompaña la arquitectura y potencia la luz natural. Crédito: Javier Picerno

La abertura corrediza contribuye con la ventilación cruzada para reducir la temperatura en verano y en consecuencia, el consumo energético.

Y arriba, el ventanal está cubierto con caños de sección rectangular pintados de negro, que completan el volumen de la caja exterior sin obstaculizar el ingreso de luz.

En el comedor único, mesa enchapada en paraíso y sillas 'Eames' (Quamo). Barra (Amoblamientos Parodi), campana (Campanas Maraldi) y banquetas 'Tólix' (Philippa Deco Boutique). Sobre la consola heredada con obra de arte en madera de kiri (Guille Martini). Crédito: Javier Picerno

En el comedor único, mesa enchapada en paraíso y sillas ‘Eames’ (Quamo). Barra (Amoblamientos Parodi), campana (Campanas Maraldi) y banquetas ‘Tólix’ (Philippa Deco Boutique). Sobre la consola heredada con obra de arte en madera de kiri (Guille Martini). Crédito: Javier Picerno

Hay gente que busca casas de este estilo abierto. Y cree que tienen que tirar abajo la suya y empezar de cero. Y no, no hace falta demoler lo existente, sino redireccionarlo“, apunta.

El pasillo es una estructura realizada con perfiles U y T de hierro, pintados de blanco "para reflejar mejor el juego de luces y sombras". Crédito: Javier Picerno

El pasillo es una estructura realizada con perfiles U y T de hierro, pintados de blanco “para reflejar mejor el juego de luces y sombras”. Crédito: Javier Picerno

Durante la demolición del muro que dividía el living del comedor, encontraron una columna de hormigón.

Para eliminarla tuvieron que distribuir la carga estructural con dos perfiles UPN y una columna de hierro.

Escaleras que funcionan como closet

Mantas tejidas a mano (Lanitas Caro). Lámina enmarcada (Philippa Deco Boutique). Crédito: Javier Picerno

Mantas tejidas a mano (Lanitas Caro). Lámina enmarcada (Philippa Deco Boutique). Crédito: Javier Picerno

El primer tramo de la escalera tiene espacio de guardado: un placard para abrigos y un cajones para mantas.

En el segundo tramo los arquitectos buscaron una estructura pura sin perforaciones ni atornillados.

Un gran tablero horizontal de madera con cajones en los extremos y sillas 'Eames' (Quamo) arman el estudio que balconea sobre el living, pero mira a las copas verdes. Crédito: Javier Picerno

Un gran tablero horizontal de madera con cajones en los extremos y sillas ‘Eames’ (Quamo) arman el estudio que balconea sobre el living, pero mira a las copas verdes. Crédito: Javier Picerno

El espacio de home office de Javier fue elevado 40cm para que su horizonte visual, al estar sentado, fueran las copas de los árboles del terreno lindero.

Somier king size (King Koil) con acolchado, almohadas y almohadones (Huitrú). En la terraza, mesa redonda de chapa negra (Philippa Deco Boutique) con silla 'Acapulco' (Fun in Acapulco). Macetones y plantas (Enraizar). Crédito: Javier Picerno

Somier king size (King Koil) con acolchado, almohadas y almohadones (Huitrú). En la terraza, mesa redonda de chapa negra (Philippa Deco Boutique) con silla ‘Acapulco’ (Fun in Acapulco). Macetones y plantas (Enraizar). Crédito: Javier Picerno

El mayor desafío: operar sobre una estructura precaria

El mayor desafío del Estudio fue operar sobre la estructura existente. Era precaria e incapaz de soportar una construcción tradicional en el nivel superior.

Para resolverlo se utilizó un sistema de paneles de madera en seco. Además de ser liviano, contribuye a una arquitectura ecofriendly por la gran aislación térmica que ofrece.

En el baño en suite, azulejos azul petróleo (Syria Revestimientos). Crédito: Javier Picerno

En el baño en suite, azulejos azul petróleo (Syria Revestimientos). Crédito: Javier Picerno

La utilización del hormigón responde a un deseo de Alejandra.

Se aplicó a todo el mueble, revestido en microcemento.

Debajo, un banco de cedro azul (Philippa Deco Boutique) sirve como apoyo para los toallones (Luna Deco).

El cuarto de los chicos -al igual que toda la plata alta- tiene piso flotante 'Kronotex Roble Gala Braun D-4784' (Pisos Alemanes), de fácil cuidado. Crédito: Javier Picerno

El cuarto de los chicos -al igual que toda la planta alta- tiene piso flotante ‘Kronotex Roble Gala Braun D-4784’ (Pisos Alemanes), de fácil cuidado. Crédito: Javier Picerno

Las camas nido con acolchados, almohadas y almohadones (Cosa Bonita y Cosa Bonita Mini) ayudan a optimizar el espacio y dejar más lugar para los juegos.

Muñecos de tela (Sopa de Príncipe), animales y bloques en goma eva (Lublocks), velero encastrable y arco iris de madera (Manick Patagonia). La mesa y los banquitos de madera (Broot) son el centro de atención.

La familia a pleno en la galería con living y parrilla. El piso es de hormigón impreso (Edfan), de acabado texturado para evitar resbalones al salir de la pileta. Sillas jesuitas (ONG Parada Amigos) y hamacas de hierro (Nadzieja Deco). Crédito: Javier Picerno

La familia a pleno en la galería con living y parrilla. El piso es de hormigón impreso (Edfan), de acabado texturado para evitar resbalones al salir de la pileta. Sillas jesuitas (ONG Parada Amigos) y hamacas de hierro (Nadzieja Deco). Crédito: Javier Picerno

Para el cielo raso de la galería se eligieron listones de pino ellioti, una madera económica para cubrir muchos metros cuadrados. Después se le dio una mano de protector en un tono oscuro.

En vez de esconder los tanques de agua, se pintaron de negro y se "enjaularon" dentro de una estructura que tiene su eco en las rayas de la fachada, para que convivieran con el resto, pero sin protagonizar. Crédito: Javier Picerno

En vez de esconder los tanques de agua, se pintaron de negro y se “enjaularon” dentro de una estructura que tiene su eco en las rayas de la fachada, para que convivieran con el resto, pero sin protagonizar. Crédito: Javier Picerno

Queríamos un revestimiento exterior original, pero con las propiedades de la chapa. Larga vida útil y fácil mantenimiento. Decidimos reversionar la chapa convencional, dándole un sentido de autenticidad y detalle que destacan la obra“.

Un hogar de fácil mantenimiento conectado con el ambiente

Fuente: La Nación – Argentina

Comments

comments

LEE TAMBIÉN:   La anguila eléctrica más potente fue descubierta en la Amazonía