Venezuela tala sus bosques por falta de gas. Gracias a los bosque se pueden obtener los servicios básicos como la electricidad, agua potable y gas. Pero también otros beneficios que a simple vista el ser humano desconoce como el oxigeno. Así lo señaló Carlos Peláez, biólogo de la Universidad Simón Bolívar y miembro de Provita.

Pero la escasez de gas en el país ha producido que algunos de ciudadanos se vean obligados a cocinar con leña, al no tener gas directo ni contar con las bombonas.

Cocinar con leña es algo que se superó en toda la humanidad porque implica destruir los bosques, los cuales prestan los servicios ambientales. Esta práctica es tóxica, no es compatible con las ciudades”.

Por otra parte, manifestó en el programa Análisis de Entorno conducido por Betania Pérez Álvarez y Juan Carlos Salas que a las organizaciones ambientales se les dificulta registrar el impacto que produce la tala indiscriminada de los bosques venezolanos. Y es que en el caso específico de la leña es más disgregada.

Es difícil decir con una imagen de satélite que la desforestación sea por leña. No sabemos realmente, cuál es el impacto en término de superficie”.

Conciencia por los bosques venezolanos

El biólogo puntualizó que la población venezolana tiene conciencia de lo que significaría perder los bosques y prefieren tomar alternativas como la adquisición de cocinas eléctricas portátiles por ser más cómodas y accesibles.

Cocinar con leña implica un esfuerzo mayor para la familia venezolana. Sin embargo, aquellas que no puedan adquirir cocinas eléctricas son las que optan por la leña. “Esos ciudadanos prefieren tomar leña que ya se haya caído, en vez de talar árboles. Incluso llegan al extremo de quemar muebles viejos que tengan en el hogar antes de buscar la desforestación” indicó.

Venezuela tala sus bosques por falta de gas

Fuente: Fedecámaras Radio

LEE TAMBIÉN:   Sidor produjo menos de 1% de su capacidad instalada en 2020

Comentarios

Comentarios

Translate »